Alternanthera Aquatica

Alternanthera Aquatica

Descripción dendrológica de la Especie

Descripción de Alternanthera Aquatica
Es una planta herbácea, de crecimiento perenne y emergente. En altura hasta de 25cm aproximadamente, en torno a los 10cms. Las hojas son simples y están dispuestas alternativamente a lo largo de los tallos. Tienen bordes enteros.

Las flores están dispuestas en espigas, los frutos son nueces. Sus largos brotes crecen por encima de la superficie del agua, formando un hábitat protegido para otras plantas flotantes como el jacinto de agua, mordedura rana, flotando especies de algodoncillo y otros. Los tallos huecos de esta planta brotes que están llenos de aire – le permiten nadar.

Galería de fotos de Alternanthera Aquatica

Nombre común:
Alternanthera Aquatica.

Distribución y hábitat:
Alternanthera aquatica, es una especie que se encuentra cada vez más a lo largo de las riberas, márgenes de los lagos y pantanos en Brasil, Paraguay y Bolivia. Esta planta flotante masiva tiende a arraigar en el lodo del fondo y extiende sus varios brotes largos metros sobre la superficie del agua, formando un hábitat protegido para las comunidades flotantes de Limnobium laevigatum, Phyllanthus fluitans, Eichhornia crassipes, y Ludwigia helminthorrhiza. Los entrenudos de este Alternanthera sp; se llena de aire como una adaptación a una existencia flotante. Debido a su gran tamaño, es comprensible rara en la afición, relegado principalmente a los jardines botánicos y lagunas tropicales como una planta de la novedad.

Biología y ecología

Forma:
Hojas lanceoladas y las raíces se forman en los nudos. Los brotes son largos (hasta 3 metros de largo) y flotan libremente o arrastrándose.

Forma de propagación:
Para la propagación, estos tallos se pueden plantar en el sustrato o se dejan flotar. De cualquier manera, pronto echar raíces y comenzar un rápido crecimiento. Se puede recrear fácilmente biológicamente diversas comunidades flotantes que se encuentran en la naturaleza y proporcionar una sensación de seguridad para los distintos caracinos y cíclidos que comparten área de distribución natural de esta planta. La cabeza cortada de esquejes puede ser usada o simplemente nadar en el acuario una vez más – que se forman rápidamente nuevas raíces.

La planta en sí a menudo debe ser restringida cuando encuentra las condiciones óptimas de crecimiento acelerado, los brotes cortados pueden ser implantados o se colocan simplemente sobre la superficie del agua. Se forma entonces una vez más las raíces y toma de nuevo su rápido crecimiento.

Reproducción:
Asexual.

Se reproduce por estacas, por el rápido crecimiento hace que se disemine rápidamente y permiten flotar en el agua, o puestos en la parte inferior. Provocando un crecimiento exuberante. Dado a la existencia de entrenudos se llena de aire y por lo tanto permite que crezca en la superficie del agua. Puede llegar a ser rápidamente cubierto de grandes espacios, por lo que es adecuado para grandes acuarios. Es difícil para los nutrientes. Necesita una gran cantidad de nitrógeno, fósforo, potasio, ya sea a partir de la columna de agua, o sustrato. En la naturaleza crece en la superficie de aguas tranquilas, junto con Limnobium laevigatum, Phyllanthus fluitans, Eichhornia crassipes, Ludwigia y helminthorrhiza. Esta planta es muy apropiada para imitar las ricas comunidades flotantes, tales como en pantanales en su hábitat natural.

Abono:
Requiere un intenso abonado, iluminación directa es el factor más importante para el éxito a largo plazo, seguido por una fuerte fertilización de nitrato, fosfato, potasio y trazas a través de la columna de agua o sustrato para estimular el crecimiento más vigoroso rápido y más grandes, más tallos verdes y abundante follaje.

En principio únicamente con KNO3 hasta que las plantas comienzan a tirar. No hay un tiempo predeterminado, puede ser una semana, dos, dependerá nuevamente de cada ecosistema. En cuanto observo que crecen y tienen nuevos brotes, se hace un buen cambio de agua, limpio cristales, poda si es necesario y comenzar a abonar con los tres macros principales (nitrato, potasio y fosfatos). Si en ese periodo, alguna planta está un poco “pachucha”, tiene brotes débiles o estropeados, tampoco os alarméis, probablemente se están adaptando. Hay que hacer lo mismo, podar los tallos estropeados, cambio de agua y comenzar a abonar nitrato, fosfato y potasio.

En cualquier caso, el abonado ha de ir de menos a más. Al ritmo de las plantas. Cuando se comienza, hay menos plantas y se están adaptando (puede ser que vengan de cultivo emergido), hay que ir aumentando el abonado según la masa vegetal va creciendo. No es lo mismo 4 plantitas recién plantadas que se están adaptando, que cuando ya tengas el acuario lleno de ellas, necesitarán más nutrientes. Como he comentado, el exceso es malo, pero la carencia también.

Cada planta tiene sus requerimiento para conocer la cantidad exacta de abono a aplicar, depende del sustrato, la velocidad del crecimiento, los competidores, la luz o iluminación y a veces no requieren algunos minerales, y al aplicarles un nutriente innecesario causaría algún problema de antagonismo entre los elementos, si no requiere potasio y si nitrógeno, al añadirlos los dos, provocaría poca absorción de nitrógeno ya que no necesita potasio, es por eso que es importante usar una tabla de dosis o una calculadora electrónica que ayude según el tamaño del acuario, la especie que tenga, hacer un estudio aproximado de la cantidad de abono a aplicar.

El momento de comenzar a abonar es difícil de aconsejar, puesto que cada acuario es diferente a otro, cada uno tiene sus consumos, que dependerá de la cantidad de plantas, habitantes, tipo de agua y cantidad de luz. También cambia si tienes sustrato nutritivo y cuan nutritivo es.

En caso de que se cuente con un buen sustrato nutritivo hay que ir observando a las plantas porque los primeros días/semanas probablemente no necesitarás abonar, o únicamente potasio que normalmente no llevan. Con esto quiero decir que todo es muy “intuitivo”, no hay una regla fija.

Si realmente quieres mantener un acuario plantado, hay que aprender a “escuchar” lo que te dicen tus plantas, usando los bioindicadores.

Se requieren abonar desde el inicio, iniciando con el NPK, si es una planta existente, como A. aquatica, se recomienda usar concentraciones de 20-20-20, es el ideal, para los micronutrientes, que vienen a veces preparados en una sola mezcla, revise la etiqueta, para conocer la dilución, esto le ayudara a determinar cuántos gramos/litros puede añadir.

Poda:
Realizar poda de formación, cortar ramas u hojas secundarias laterales en el caso que se desee un crecimiento alargado y dejar algunas para provocar el esparcimiento lateral.

Al ser una especie emergente, se pueden eliminar los brotes sumergidos en exceso, y si están dañados, esos son los preferibles, porque el acuario no puede quedar sin entrada de luz, al ser una especie muy invasora, la poda debe ser constante, cuando observe mucho follaje, deberá eliminar brotes de ramas secundarios, no hojas, toda la rama secundaria, no eliminar la primaria, además, desde el inicio del crecimiento, puede recortar la cofia, así evitara un crecimiento vertical muy elevado y al podar las ramas secundarias, evitara mucho esparcimiento, debe vigilar cada mes estos aumentos de crecida.

Una muestra de contenido de A. aquatica intentará rápidamente a crecer fuera de los límites de incluso el acuario más grande, por lo que la poda frecuente de los tallos flotantes se vuelve totalmente necesaria.

Necesidades lumínicas o Iluminación:
Luz intensa por el día, de 8 a 10 horas, cuando se comienza con tanta luz (1 vatio por litro o más) lo mejor es empezar con 6 horas diarias e ir aumentando poco a poco. Personalmente empiezo con 6 horas una semana completa y después aumento cada día o cada tres una hora, hasta llegar a 10. Se nota la necesidad de una iluminación intensa, muy directa, siendo el factor más importante para el éxito a largo plazo de esta especie, seguido por el pesado fertilización de nitrato, fosfato, potasio y a través de la columna de agua o estimula un sustrato, un crecimiento más vigoroso más rápido y más grandes, tallos verdes. Se estima una demanda de CO2: 6-14 mg por litro.

Necesidades de mantenimiento:
También se requiere una gran cantidad de espacio en la superficie, Alternanthera aquatica no es una especie muy exigente para acuarios de gran volumen. Iluminación directa intensa (muy intenso) es el factor más importante para tener éxito en el largo plazo, seguido de fertilización nitratos pesados, fosfatos, potasio y fertilizantes (incluidos los oligoelementos) o a través de la columna agua o en el sustrato para estimular un crecimiento más rápido, más fuerte y más grande, y obtener tallos más verdes.

Algunas recomendaciones para esta especie son:

1.El cambio de aprox. 30% del agua cada semana previene la acumulación de sustancias peligrosas y saturaciones en el acuario, y es un factor clave para prevenir el crecimiento de algas.

2. La poda del acuario debe generarse de manera escalonada, evitando cambios drásticos en nuestro acuario. Los residuos de materia vegetal, materia vegetal muerta, etc. deben ser removidos tan pronto como sea posible ya que su descomposición utiliza oxígeno de nuestro acuario y produce nutrientes que desbalancean el equilibrio biológico y promueven el crecimiento de algas.

3. Revise el equipo del acuario regularmente para asegurarse de que funcionan los filtros, la luminaria, los temporizadores (timers) o bien el sistema de Co2. Realizando esto pueden preverse inconvenientes que pueden afectar a nuestro ambiente.

4) El crecimiento de las plantas es ahora activo y es muy recomendable añadir fertilizante líquido. Comience de a poco y con una dosis menor que la recomendada. Luego, la dosis debe ser gradualmente aumentada de acuerdo a la reacción de las plantas. Un buen índice visual es que las hojas de las plantas se vuelven más claras ó transparentes cuando carecen de nutrientes. Entonces es momento de fertilizar.

Cultivo

Alternanthera aquatica prefiere un sitio soleado a medio sombreado. Crece mejor en suelos arenosos o de grava, suelo arcilloso, suelo arcillo arenoso que es húmedo.

Si se hace un vivero, se puede enraizar las plántulas en una maceta pequeña o un recipiente donde se coloca un esqueje por maceta y cuando se observen la planta con 5 o 7 hojas largas, se deberá con cuidado eliminar la maceta y colocar entre el sustrato del acuario la planta ya enraizada, para su posterior crecimiento y desarrollo en el ambiente controlado. Se deben hacer abonado, durante la fase de vivero, principalmente NPK, Ca, Fe, Mg y S. Estos últimos cuatros aplicarlos por aspersores o inyectado en solución acuosa dentro del estanque.

Enfermedades y manejo fitosanitario

Control de algas
Las recomendaciones para el control de algas se basan en los consejos previamente mencionados, sobre la prevención de las mismas. Si se tienen problemas de todos modos, a continuación, intente:

– Cambios frecuentes de agua (30% cada día durante un período de 2 -. Especialmente por agua verdes).

– Controlar la luz de nuestro acuario, quizás es demasiada al principio. El sol no debe incidir directamente en el acuario. Controlar el encendido / apagado con un Timer / reloj.

– Black-out (cubrir el acuario de con plástico o tela negra y mantenerlo oscuro durante 2-3 días) Esto se aplica especialmente cuando tenemos agua verde.

Clasificación y Taxonomía

Reino: Plantae

Subreino: Tracheobionta

Subdivision: Magnoliophytina
División: Magnoliophyta
Clase: Magnoliopsida
Subclase: Caryophyllidae
Orden: Caryophyllales
Familia: Amaranthaceae
Subfamilia:
Género: Alternanthera
Especie: A. aquatica
Nombre binomial: Alternanthera aquatica

Parámetros físico, químicos y biológicos

Temperatura:
15 – 28 ºC

pH:
6 – 7.5 Requiere concentración de sales normal, ni muy acidificante ni alcalinas.

gH:
6-13, muy suave a fuerte.

Condiciones del agua:
Aparte de que requiere una gran cantidad de espacio, A. aquatica no es una especie muy exigente para el gran acuario. Intenso, iluminación directa es el factor más importante para el éxito a largo plazo, seguido por una fuerte fertilización de nitrato, fosfato, potasio y trazas a través de la columna de agua o sustrato para estimular el crecimiento más vigoroso rápido y más grandes, más tallos verdes.

Tipo de sustrato:
Grava fina. Arenosos y limo-arenoso. No requiere una granulometría especial, aunque agradece un sustrato rico en nutrientes.

Bio-indicadores:
Presencia de algas, indica contaminación por fitoplancton indeseable.
Presencia de briofitos, indica presencia de metales pesados, como As, Cd, Co, Cr, Cu, Pb, y Zn.
Presencia de líquenes, indica contaminación atmosférica y metales pesados.
Estrés hídrico, indica presencia excesiva de salinidad.

La bioindicación de la calidad del agua proporciona una información semi-cuantitativa sobre la contaminación del medio acuático y permite evaluar directamente el impacto ambiental de los contaminantes.

Zona del acuario:
Se observaran las plantas incrustadas en la grava del acuario para lograr el enraizamiento, cuando alcance la madurez se observara emplazamiento central. Se considera una planta de zonas medias, con un follaje muy vigoroso y de amplio espacio intermedio.

Dificultad del manejo:
El género Alternanthera son plantas adecuadas para el uso en acuarios, sin embargo son muy difíciles de mantener por su sensibilidad a ciertos parámetros de luz, agua y fertilizantes.

Debido a su gran tamaño, es comprensible que sea una especie adecuada para la afición, relegado principalmente a los jardines botánicos y lagunas tropicales como una planta de la novedad. La dificultad para el mantenimiento de esta planta en un acuario de agua se indica como medio.

Galería de vídeos de Alternanthera Aquatica